MORATORIA EN EL PAGO DE CUOTAS A LA SEGURIDAD SOCIAL.

Entre las medidas publicadas por el gobierno para intentar paliar la crisis económica derivada de la situación excepcional que vivimos, se incluye la de MORATORIA EN EL PAGO DE LAS CUOTAS A LA SEGURIDA SOCIAL, y su EXENCION aunque esta SOLO para quienes hayan accedido a la prestación por cese de la actividad.

La moratoria es aplicable tanto para empresas con recursos humanos en régimen general, como para trabajadores/as, y por tanto también profesionales, AUTONOMOS/AS, en el indicado régimen especial.

La medida está establecida en el Real Decreto-ley 11/2020, de 31 de marzo, por el que se adoptan medidas urgentes complementarias en el ámbito social y económico para hacer frente al COVID-19, publicado en el BOE de 1 de abril, y se ofrece como instrumento para aplazar el pago de estas cuotas cuando, dada la situación existente cuando el/la profesional no está obteniendo ingresos, puesto que le permite demorarlo hasta seis meses, y por tanto, comenzar a pagarlas el mes de septiembre próximo.

La norma no establece una condonación o exención en el pago de las cuotas de estos meses, como solicitaban las empresas del sector, sino de un APLAZAMIENTO, una moratoria, en el pago, que requiere, como veremos, solicitud expresa, para cada mes, y autorización por parte de la Seguridad Social, y, finalmente abono posterior. Como veremos, tiene el inconveniente de su excesiva tramitación burocrática.

Procedemos a analizar el contenido de la indicada disposición:

  1. Exoneración de las cuotas. Solo tendrán derecho los/las autónomos/as que hayan podido acceder a la prestación extraordinaria (su negocio ha cerrado por efecto del estado de alarma o su facturación ha caído por debajo del 75%) y las empresas que se hayan acogido a un ERTE, cuyos trabajadores/as recibirán del Estado el sueldo y también las cuotas a la Seguridad Social.
  2. MORATORIA O APLAZAMIENTO DE LAS CUOTAS. Aún quedan por precisar los detalles, y podríamos decir que la propuesta está aún en suspenso puesto que el RD. establece que será precisa una Orden Ministerial regulando esta medida. Los detalles que el R.D establece son los siguientes
    1. Beneficiarios/as:
    2. Empresas (ya sean personas físicas o personas jurídicas) con trabajadores/as a su cargo, incluidos en el Régimen General de la Seguridad Social
    3. Trabajadores/as por cuenta propia incluidos en el Régimen de Trabajadores Autónomos la Seguridad Social. (es incompatible con la prestación por cese de la actividad).
    4. Periodo que puede comprender la moratoria: En el caso de los Autónomos/as, el aplazamiento corresponderá a las cuotas de los meses de mayo a Julio próximo que se abonarán en seis meses. Es decir, la cuota de abril se podría abonar en septiembre, las de mayo en octubre…
    5. Aplazamiento sin intereses: La moratoria en el pago de cuotas ya estaba reconocida en la legislación, requería solicitud y, acreditación de cumplimiento de requisitos y concesión, pero se imponía un interés del 0.5 €; el beneficio de esta nueva regulación es que en este caso excepcional, el aplazamiento de concede SIN INTERESES.
    6. Plazo de solicitud: como decimos, aún queda por desarrollar la medida mediante una Orden ministerial que no se ha publicado, lo que sí sabemos es que el aplazamiento habrá de solicitarse mes a mes, antes del día 10 de cada mes, para la cuota del mes vencido anterior.
    7. Solicitud: Habrán de presentarse telemáticamente a través del Sistema RED o por los medios electrónicos disponibles en la sede electrónica de la Secretaría de Estado de la Seguridad Social (SEDESS). Esto significa que habrá de realizarse a través de gestores o asesores, que están en situación de alta en este sistema.
    8. Concesión: la moratoria requiere concesión expresa que debe comunicarse por el mismo medio, en el plazo de tres meses.
    9. Requisitos: Pendiente de concretar mediante una Orden ministerial aún no publicada.